El blog del Staff/Stuff de Sync.es aportando nuestras ideas al mundo

Vamos de Sidras

«El País Vasco es un país de manzanos; sus mujeres sólo comen manzanas, no beben más que zumo de manzanas y en cualquier ocasión están dispuestas a morder la manzana de la tentación».

Esta frase la encontré buscando información sobre la . Es del inquisidor francés Pierre Lancre y hacía referencia a la situación en el País Vasco en el año 1609, en plena campaña brujera.

Me viene muy al pelo para hablar precisamente del zumo de la manzana a partir del cual se elabora la sidra, muy valorada y degustada tanto en el como .

He esperado a realizar este Post ya que justamente, en estos dos últimos fines de semana, he tenido el gusto de poder disfrutar de la sidra en estas dos comunidades (una porque es donde vivo, y la otra porque he hecho una escapada de fin de semana a Llanes). Bueno, disfrutar disfrutar, realmente he disfrutado de todo. La gente, el paisaje, la gastronomía… No tanto de la meteorología, pero como en el País Vasco tampoco estamos sobrados de buen tiempo, uno ya está acostumbrado.

La temporada de en el País Vasco  suele durar desde mediados de enero hasta finales de marzo. En ese periodo, se puede disfrutar de las “Sidrerías” y del menú de sobretodo en la zona entorno a Astigarraga (Gipuzkoa), a muy pocos kilómetros de San Sebastián. Cuando vas a comer-cenar a una sidrería, lo primero que tienes que hacer es coger el vaso que encontrarás a la entrada de la misma, e incluso antes de sentarte a la mesa (si es que es una sidrería de sentado), acercarte a una de las kupelas (tonel donde se fermenta el zumo de manzana) y escanciar directamente de ella la nueva sidra de la temporada. Después, entre escanciado y escanciado podrás degustar el típico menú de sidrería, que consiste básicamente en la de , el con pimientos, el txuletón de buey y, para terminar, el postre a base de nueces, queso y membrillo. Mientras estamos comiendo, se suele avisar de la apertura de una nueva kupela mediante el grito de la palabra “Txotx“.

En relación a esto el domingo pasado estuve por primera vez esta temporada en una sidrería en Astigarraga. Concretamente en Gartziategi que es una de las más antiguas. Es una de las que más me gusta, se come generalmente de pie menos el domingo al mediodía, que se puede comer sentado. Me gusta especialmente el bacalao con pimientos y cebolla y el recorrido que te dan por fuera de la sidrería para escanciar directamente de las kupelas modernas de acero inoxidable. Todo rodeado de un gran ambiente festivo.

Por otro lado, este último fin de semana estuve en Llanes, en Asturias y pude disfrutar de otra manera, pero no menos, de la cultura de la sidra y de la gastronomía. Me encanta ver como te escancian la sidra de la botella desde una altura casi de vértigo. Allí, al menos por lo que yo conozco, el concepto de la sidrería es distinto. Creo que una cosa es donde la fabrican y otra donde la sirven. Total, que yo en Llanes estuve donde se sirve, pides una botella de sidra y los vasos que necesites y el camarero te la va escanciando según vayas vaciando el vaso (en mi caso suele ocurrir bastante deprisa). En cualquier caso, de esto puede hablar mucho mejor que yo el señor Morán, gracias al cual pude visitar recomendado por el varios lugares donde me trataron de maravilla por esos lares. Muy recomendable (aunque no sea nada tradicional), el restaurante mexicano “El Chivisqui del Chilito“, donde con camareros mejicanos, te tratan de maravilla, te recomiendan los mejores platos y te sirven un mojito de miedo. Además, si no te gusta el picante, como te sirven las salsas a parte, no tienes ningún problema. Para repetir.

Me hubiera gustado contar con mejor meteorología para poder visitar las preciosas playas del entorno de Llanes y haber podido disfrutar de la ruta del “Camín Encantaú“, pero lo dejaremos para la próxima vez, que no será dentro de mucho.

Ah, y espero que el señor Morán, al que estoy muy agradecido por sus recomendaciones, corrija y amplíe las burradas que he podido decir sobre la sidra asturiana. Por cierto, la mayoría de las kupelas de las sidrerías del país vasco, son asturianas.

También te puede interesar:

2 comentarios

1 MoránNo Gravatar { 03.15.10 at 9:23 }

Has acertado, las sidrerías en Asturias suelen diferenciarse de donde las hacen , que se llaman llagares.
Lo que me ha llamado la atención es que tengáis temporada de sidra. En Asturias, la temporada de sidra es de Enero a Diciembre, y los llamamos ‘años’ :-D

2 JM MurilloNo Gravatar { 03.15.10 at 9:52 }

No estoy seguro a que viene lo de la temporada, creo que es el tiempo desde que la sidra ya está hecha en las kupelas hasta que empieza el embotellamiento. Acabo de encontrar un enlace interesante sobre la sidra Asturiana y del País Vasco: Sidra en Asturias y el País Vasco