El blog del Staff/Stuff de Sync.es aportando nuestras ideas al mundo

No abandones a tu mascota

Ahora que se aproximan las de Semana Santa la gente empieza a cogerse unos días para pasar unos días de vacaciones a cualquier otro sitio. Este echo, me ha afectado esta semana de una manera muy curiosa que nunca había pensado que pudiera ocurrirme. Unos amigos míos se han cogido dos semanas de vacaciones y como no tenían con quien dejar sus mascotas, me han pedido ese favor para que se las cuide lo cual me he comprometido gustosamente a realizar.

Normalmente no lo habría hecho, pero me parecía una tarea fácil. No os he dicho que las mascotas que tenía que cuidar eran dos minúsculos peces del tamaño de medio dedo mío y según los dueños, simplemente había que cambiarles el agua de la pecera cada 7 días y darles una ridícula cantidad de comida para peces dos veces al día. Chupao, vamos.

Bueno, pues para ir conociendo a las criaturas, un par de días antes de traérmelos para casa fui a verlos y a uno de los dos peces le dió un mal al cambiarle el agua y desgraciadamente murió antes de poder aplicarle mis atenciones. Menos mal, porque si se me llega a morir en casa ya me veía buscándole un sustituto que se le pareciera. La cosa es que este echo empezo a darme un poco de mal rollo. Igual ya no era tan chupao cuidar de los animalitos. Al parecer, para cambiarles el agua hay que dejar el agua nueva x horas para que coja la misma temperatura que tiene la de la pecera y blablabla…

Al final llegó el día, y empecé a cuidar a los peces en mi casa. No cuento nada del trayecto para traerlos porque me imagino que para el (ahora solitario) debió ser como un Tsunami cada vez que cogía las curvas con el coche. Y ahí empezó mi odisea.

Tras pasar un día correcto en casa, al segundo día, el pez empezó a nadar de lado y finalmente a estar boca arriba (mala señal). Empezaron mis sudores fríos. El pez intentaba nadar hacía el fondo, pero al parecer había una fuerza misteriosa que lo arrastraba hacia arriba y hacía que se volteara. Pues nada, me habrá tocado el pez un poco invertido, pensé.

Por si acaso, viendo que la cosa no mejorara, recurrí  a internet y a mi buen amigo Goo… para buscar información sobre el tema. Así que elegí las palabras adecuadas y busqué “pez “. A partir de ahí me encontré en un mundo que no había pensado nunca que pudiera existir. Muchísima información sobre el tema y sobre el cuidado de los peces en general. De primeras, aprendí qué es la y cual es su función. Por no contaros mucha más chapa, resultó que el pez debía tener algún mal en la vejiga natatoria que le hacía flotar (al parecer no hacía bien la digestión) y había que darle fibra en forma de guisantes. Que brown!!.

Así que ahí me veo yo dándole guisantes al pez para ver si se endereza. Y lo peor es que si no funciona igual hay que operar para sacarle el gas que tiene en la vejiga.

La cosa es que me está dando pena el bicho e intentaré salvarlo, pero todavía me acuerdo de aquellas palabras que aún resuenan en mi cabeza “es fácil, sólo hay que cambiarles el agua y darles de comer dos veces al día”.

En fin, espero que la semana que viene pueda daros buenas noticias…

También te puede interesar:

7 comentarios

1 BelénNo Gravatar { 03.26.10 at 17:29 }

Jajajajajaja, Manuuu como jamas :P a ver si le vas a tener que hacer el boca a boca al pescaito para reanimarlo xD

2 M.JNo Gravatar { 03.27.10 at 20:10 }

jajajjajajajajajjajajajajajaja
Jamas!!
http://www.juliomateos.com.es/imagenes/pez-dientes.jpg

3 AlexNo Gravatar { 03.28.10 at 19:40 }

Pero que demonios es eso Mario? :hypnotized: :hypnotized:

4 JM MurilloNo Gravatar { 03.29.10 at 6:49 }

Dios mio!! Espero que al pez a mi cargo no le salgan esos dientes, pero si parece la mula Francis!!.

Por cierto, al poco rato de escribir el post, inicié el tratamiento a base de guisantes con el pez y puedo deciros que ha sido mano de santo. A los cinco minutos estaba el pez como una moto y desde entonces no me ha dado ningún disgusto. La magia de internet ha vuelto a salvar una vida!!. Por cierto, mañana me toca cambiarle el agua, que al parecer debe ser crítico también, aiimmm… ya os contaré.

5 GonzaloNo Gravatar { 03.29.10 at 17:56 }

Vaya historia Manu, me quedo con el ansia de saber que coño le ha pasado al pez.
Un saludo.

6 JM MurilloNo Gravatar { 03.30.10 at 6:58 }

Bueno Gonzalo, el final de la historia no será hasta la semana que viene, pero te adelanto que al menos el pez sigue vivo, de momento… Creo que esta semana postearé el segundo capítulo… y hoy, a cambiarle el agua, en fin…

7 No abandones a tu mascota y II | Sync Staff { 04.01.10 at 18:37 }

[...] semana quería contaros como me fue con la historia que empecé a contar la semana pasada del pez que dejaron a mi cuidado unos amigos mientras ellos [...]